Enseñanzas budistas para lidiar con todo tipo de demonios y apariciones

https://td38.files.wordpress.com/2017/07/73f98-buda2bentre2bdemonios1.jpg?w=700

El universo budista, particularmente el universo del budismo tántrico, está poblado no sólo de budas y bodhisattvas, sino de toda una vasta serie de deidades y demonios. Sin embargo, a diferencia de religiones teístas en las que estas entidades tienen una existencia absoluta e independiente, en el budismo se ven estas deidades como co-emergentes, en relación siempre a la mente. Dice Thinley Norbu Rinpoche en su clásico White Sail: “Mientras que no creamos en nuestra propia naturaleza búdica, las proyecciones de la mente ordinaria de demonios y dioses seguirán ocurriendo, y creeremos que tienen una realidad objetiva y separada”. En este sentido la naturaleza búdica es igual a la no-dualidad, a la conciencia primordial que reconoce todo lo que ocurre de manera integrada a su propia mente. “De la misma manera que un espejo límpido nos regresa nuestra propia imagen, aquel que ofrece, aquel que acepta el ofrecimiento y aquello que es ofrecido no son diferentes. Es por esto que se dice que la sabiduría es el despliegue de la sabiduría”.

Thinley Norbu explica que las apariciones, circunstancias aparentemente objetivas, de demonios o de energía negativa que es reificada como una entidad sobrenatural son proyecciones kármicas de hábitos negativos que hemos apilado por numerosas vidas. Las personas que producen este tipo de fenómenos “sienten que estos demonios los están intentando lastimar y luego buscan detenerlos, escaparse de ellos o exorcizarlos. Al  no reconocer su propia naturaleza búdica, no ven que estos demonios son creados por su propia mente y son reflejados de regreso a ellos”. Una lectura no dual, fincada en el vajrayana, del famoso episodio de la iluminación de Buda enfrentando al demonio Mara, nos diría que Mara es sólo un aspecto de la mente que se desdobla como una entidad independiente al no reconocer su propia budeidad, pero que una vez que se reconoce la no-dualidad, Mara se desvanece o pierde su poder. Uno se puede sentar tranquilamente a conversar con Mara, con los propios demonios.

Algo similar sucede también con fenómenos positivos que llaman “dioses supernaturales particulares”, los cuales son resultado de hábitos positivos de proyecciones de múltiples vidas, según Thinley Norbu. Igualmente “al no reconocer su propia naturaleza búdica, no ven que estos dioses y diosas son creados por su propia mente y son reflejados de regreso a ellos”. El extremo del eternalismo, que cree en la existencia de dioses eternos separados de la propia mente, luego culpa a estos dioses cuando no logra explicar circunstancias negativas que los afligen y entonces abandona a estos dioses. “Según el budismo, la negatividad no es creada por los dioses… se culpa a los dioses porque se cree que los dioses son creadores. Sin embargo, el pensamiento de que los dioses son creadores viene del creador que es la propia mente. Estas personas creen que el creador objetivo traicionó al creador subjetivo, porque creen que sus dioses los han creado a ellos ya sus circunstancias y así los hacen torturado y castigado. Pero abandonar a dios es solo el creador subjetivo traicionando al creador objetivo”. Esta es la ilusión fundamental de la dualidad que reifica los fenómenos como objetos separados en torno a un sujeto; para el budismo vajrayana no existe tal dualidad, todo lo que experimentamos es resultado de nuestra propia mente, incluyendo dioses y demonios.

Es importante aclarar que el budismo no dice que los demonios y los dioses no existan, sino que estos sólo existen como nuestras propias proyecciones, resultado de nuestros hábitos, de nuestro karma. Pero en esto no son distintos al mundo material, a la realidad convencional que experimentamos diariamente, la cual también surge de nuestro karma, del substrato de nuestra mente; ni los dioses y demonios, ni las cosas que vemos a nuestro alrededor tienen una existencia absoluta, son sólo relativos y co-emergentes.

Podemos ver la existencia del mal como resultado solamente de nuestra ignorancia de nuestra condición original, que es la naturaleza búdica. Como explica Thinley Norbu: “las apariencias dualistas se convierten en una forma de demonio”. Aquello que en Occidente hemos reificado y llamado “el diablo” no es más que una proyección de nuestra percepción oscurecida por hábitos dualistas que pueden continuar por incontables vidas.

Siempre existe el mal causado por la energía dualista del ego. Al olvidar que todas las proyecciones, reacciones y contraproyecciones tienen su raíz en el ego, el mal parece proceder de afuera de nosotros de múltiples formas y sonidos. En realidad, el mal sólo aparenta tener una independencia externa, esto es debido a que uno olvida lo que el propio ego demoniaco ha creado al construir malos hábitos por muchas vidas, no reconociendo las propias proyecciones.

En el tantra budista (vajrayana, sendero del diamante) se busca establecer una visión pura, esto es ver desde la perspectiva de un Buda. Se toma el fruto del sendero, el Buda que inevitablemente nos aguarda, el resultado de la práctica, como realidad actual. Este es el acto supremo de la imaginación divina. Se dice en el vajrayana que todos los fenómenos son transformados en deidad. Según las enseñanzas del vajrayana la naturaleza búdica es llamada deidad de sabiduría nacida inherentemente. Esto es porque aunque los seres momentáneamente se ven oscurecidos por la mente ordinaria y no la reconocen, la deidad está dentro de la mente y en ningún otro lugar”, dice el maestro Thinley Norbu.

Existen diversas prácticas tántricas para lidiar expresamente con “demonios” entre ellas el chöd, y por supuesto el tantra esencialmente utiliza la visualización de deidades como cultivo de energía positiva en su transformación alquímica espiritual. Para concluir podemos decir que una forma para lidiar con demonios, apariciones y demás entidades es simplemente preguntándonos por su naturaleza, por su origen, de manera atenta sin fusionarnos cognitivamente con ellos. Entonces, según el budismo tántrico, reconoceremos que no tienen existencia independiente de nuestra mente, están vacías. Ocurre algo similar a cuando somos capaces de preguntarnos en un sueño si estamos soñando: al hacerlo lúcido todo asomo de terror se desvanece, ya que reconocemos que todo viene de nosotros.

Twitter del autor: @alepholo

Anuncios

Dime qué día naciste y te diré qué árbol te representa y los poderes que tienes

Los celtas establecieron un conjunto de correspondencias que incidían en la personalidad y carácter de cada persona.

Los celtas, grandes amantes de la naturaleza, basaron sus creencias mágicas en los cuatro elementos fundamentales, el Agua, el Aire, la Tierra y el Fuego. A partir de ellos, las fuerzas y energías que emanaban de estas materias primordiales constituían no sólo la razón de la vida sino el destino de los seres humanos.

https://i1.wp.com/game2tec.com/wp-content/uploads/2015/07/monumento.jpg

Los árboles forman parte de esta magia empírica que, aun hoy en día, subsiste y si, a continuación, busca el día de su nacimiento podrá comprobar la correspondencia simbólica que le pertenece.

Se tiene por creencia que los sistemas célticos y /o druidas son irlandeses, británicos y galeses. De hecho, los celtas habitaron en una época gran parte de Europa. Restos de su civilización van desde el sur de Francia y algunas zonas de España, hasta el norte, en las tierras bajas de Alemania, las Islas Británicas e Irlanda.

Sin embargo, no es necesario pertenecer a esta ascendencia racial para practicar la magia céltica. Todo lo que se precisa es un interés en las mitologías célticas y en la magia en sí, un sentimiento de profunda simpatía por la naturaleza y sus poderes.

Los antiguos celtas poseían un vasto conocimiento y respeto por las cualidades mágicas y curativas de plantas y piedras. Conocían y utilizaban los flujos de poder de la Tierra, árboles y afloramientos rocosos especiales. Invocaban a los espíritus de la naturaleza, las “hadas y duendes” de los irlandeses, los gnomos y hadas de los británicos.

Una de las creencias más arraigadas en la cultura celta era la peculiar asociación que ellos establecían entre la fecha de nacimiento de un ser humano con un árbol en particular, como referencia de la naturaleza con esa fecha precisa.

Estableciendo el paralelismo de determinados ciclos del año con las características de cada árbol, establecían un conjunto de correspondencias que incidían en la personalidad y carácter de cada persona.

Un árbol para cada fecha a continuación, mostramos los ciclos anuales de nacimiento y el árbol correspondiente y abajo detallamos lo que significa:

Dic 23 a Ene 01 – Árbol de Manzana.

Ene 02 a Ene 11 – Árbol de Abeto.

Ene 12 a Ene 24 – Árbol del Olmo.

Ene 25 a Feb 03 – El Ciprés.

Feb 04 a Feb 08 – Álamo.

Feb 09 a Feb 18 – El Cedro.

Feb 19 a Feb 28 – El Pino.

Mar 01 a Mar 10 – El Sauce Llorón.

Mar 11 a Mar 20 – Árbol de Limas.

Mar 21 – El Roble.

Mar 22 a Mar 31 – Árbol de Avellanas.

Abr 01 a Abr 10 – Árbol Rowan.

Abr 11 a Abr 20 – Árbol de Arce.

Abr 21 a Abr 30 – El Nogal.

May 01 a May 14 – Alamo.

May 15 a May 24 – Árbol de Castañas.

May 25 a Jun 03 – Árbol de Cenizas.

Jun 04 a Jun 13 – Árbol Hornbeam.

Jun 14 a Jun 23 – La Higuera.

Jun 24 – Árbol de Abedul.

Jun 25 a Jul 04 – Árbol de Manzana.

Jul 05 a Jul 14 – Árbol de Abeto.

Jul 15 a Jul 25 – Árbol del Olmo.

Jul 26 a Ago 04 – El Ciprés.

Ago 05 a Ago 13 – Alamo.

Ago 14 a Ago 23 – El Cedro.

Ago 24 a Sep 02 – El Pino.

Sep 03 a Sep 12 – El Sauce Llorón.

Sep 13 a Sep 22 – Árbol de Limas.

Sep 23 – El Olivo.

Sep 24 a Oct 03 – Árbol de Avellanas.

Oct 04 a Oct 13 – Árbol Rowan.

Oct 14 a Oct 23 – Árbol de Arce.

Oct 24 a Nov 11 – El Nogal.

Nov 12 a Nov 21 – Árbol de Castañas.

Nov 22 a Dic 01 – Árbol de Cenizas.

Dic 02 a Dic 11 – Árbol Hornbeam.

Dic 12 a Dic 21 – La Higuera.

Dic 22 – Árbol del Haya.

Esta es una técnica que todavía puede ser observable y comprobable, y que cualquiera puede tener a su disposición.

ÁLAMO (la Incertidumbre). Es una persona con un alto sentido de la estética, no muy segura de sí misma, valiente sólo si es necesario, necesita rodearse de un ambiente agradable, es muy selectiva, a veces solitaria, muy entusiasta, de naturaleza artística, buena organizadora, intenta aprender a través de la filosofía, confiable en cualquier situación, asume las relaciones muy seriamente.

ARBOL DE ABEDUL (la Inspiración). Una persona vivaz, atractiva, elegante, amistosa, no pretenciosa, modesta, no le gustan los excesos, aborrece lo vulgar, ama la vida en la naturaleza y la calma, no muy apasionada, llena de imaginación, un poco ambiciosa, crea una atmósfera de calma y satisfacción.

ÁRBOL DE ABETO (el Misterio). Es una persona de extraordinario buen gusto, dignidad, sofisticada, ama la belleza, temperamental, testaruda, tiende al egoísmo pero se preocupa por quienes están cerca, más bien modesta, muy ambiciosa, de muchos talentos, industriosa, amante insatisfecha, de muchos amigos y enemigos, muy confiable.

ÁRBOL DE ARCE (la Mente Abierta). Una persona fuera de lo común, llena de imaginación y originalidad, tímida y reservada, ambiciosa, orgullosa, segura de sí misma, con sed de nuevas experiencias, algunas veces nerviosa, tiene muchas complejidades, buena memoria, aprende rápidamente, con una vida amorosa complicada, le gusta impresionar. Debe buscar tener una relación seria que le llene tu vida, eso le haría feliz.

ÁRBOL DE AVELLANAS (lo Extraordinario). Es una persona encantadora, no pide nada, muy comprensiva, sabe cómo impresionar a la gente, segura, mente abierta, positivista, activa en la lucha de causas sociales, popular, temperamental y amante caprichoso, sensual y excesivamente apasionado, bello, sensible, honesto y compañero tolerante, con un sentido de la justicia muy preciso.

ARBOL DE CASTAÑAS (la Honestidad). De belleza inusual, no desea impresionar, con un desarrollado sentido de la justicia, vivaz, es una persona interesada, diplomática de nacimiento, sin embargo se irrita fácilmente y es muy sensible en compañía, muchas veces por falta de seguridad en sí misma. A veces actúa con sentido de superioridad, se siente incomprendida, ama una sola vez, tiene dificultades para encontrar pareja.

ÁRBOL DE CENIZAS (la Ambición). Es una persona excepcionalmente atractiva, vivaz, impulsiva, exigente, no le importan las críticas, ambiciosa, inteligente, llena de talentos, le gusta jugar con el destino, puede ser egoísta, muy fiable y digna de confianza, amante fiel y prudente, algunas veces el cerebro controla al corazón, pero asume sus relaciones muy seriamente.

ÁRBOL DE HAYA (la Creatividad). Tiene buen gusto, le preocupan las apariencias, materialista, organiza bien su vida y su carrera, es una persona ahorrativa, buen líder, no toma riesgos innecesarios, razonable, espléndida compañera de vida, gusta de mantener la línea (dieta, deportes, etc.).

ÁRBOL HORNBEAM (el Buen Gusto). De una belleza muy fresca, se preocupa por su apariencia y su condición económica, de buen gusto, no es egoísta, vive de la forma más cómoda posible de manera razonable y disciplinada, busca bondad y conocimiento en una pareja emotiva, sueña con amantes inusuales, a menudo es feliz con sus sentimientos, desconfía de la mayoría de las personas, nunca está segura de sus decisiones, muy concienzuda.

ÁRBOL DE LIMAS (la Duda). Acepta lo que la vida le da de una manera muy compleja, odia pelear, el estrés y el trabajo, pero le disgusta la pereza y la ociosidad, es suave y sabe ceder, hace sacrificios por los amigos, de mucho talento pero no suficientemente tenaz para explotarlos, se lamenta y se queja a menudo, es una persona muy celosa pero leal.

ÁRBOL DE MANZANA (el Amor). De contextura liviana, mucho carisma, es una persona llamativa y atractiva, de un aura agradable, coqueta, aventurera, sensible, siempre enamorada, quiere amar y ser amada, compañera fiel y tierna, muy generosa, de talentos científicos, vive el día a día, filosofa despreocupada con imaginación. Totalmente despistada.

ÁRBOL DEL OLMO (la Mentalidad Noble). De figura agradable, buen gusto en el vestir, de exigencias modestas, tiende a no olvidar los errores, alegre, le gusta mandar pero no obedecer, es una pareja honesta y fiel, le gusta tomar decisiones por los demás, de mentalidad noble, generosa, con buen sentido del humor, práctica.

ÁRBOL ROWAN (la Sensibilidad). Llena de encantos, alegre, da sin expectativas, le gusta llamar la atención, ama la vida, las emociones. No descansa, e incluso gusta de las complicaciones, es tanto dependiente como independiente, tiene buen gusto, es una persona artística, apasionada, emocional, buena compañía, no olvida.

EL CEDRO (la Confianza). De una belleza extraña, sabe adaptarse, gusta del lujo, de buena salud, es una persona para nada tímida, tiende a ver de menos a la demás gente, segura de sí, con determinación, impaciente, le gusta impresionar a los demás, de muchos talentos, industriosa, saludablemente optimista, en espera del único y verdadero amor, capaz de tomar decisiones rápidamente.

EL CIPRÉS (la Fidelidad). Fuerte, muscular, adaptable, toma lo que la vida tiene para darle, es una persona satisfecha, optimista, ansía el dinero y el reconocimiento, odia la soledad, es una pareja apasionada y siempre insatisfecha, fiel, se altera fácilmente, indócil, pedante, y desinteresada.

EL NOGAL (la Pasión). Implacable, es una persona extraña y llena de contrastes, a menudo egoísta, agresiva, noble, de horizontes amplios, de reacciones inesperadas, espontánea, de ambición sin límites, nada flexible, es una pareja difícil y poco común, no siempre agrada pero se le admira, con un ingenio estratégico, muy celosa y apasionada, no se compromete.

EL OLIVO (la Sabiduría). Ama el sol, de sentimientos cálidos y tiernos, razonable, es una persona equilibrada, evita la agresión y la violencia, tolerante, alegre, calma, un sentido bien desarrollado de la justicia, sensible, empática, no conoce los celos, le encanta leer y la compañía de personas sofisticadas.

EL PINO (lo Particular). Le encanta la compañía agradable, es una persona muy robusta, sabe hacer de su vida algo confortable, muy activa, natural, buena compañía pero no siempre amistosa, se enamora fácilmente pero su pasión se apaga al poco tiempo, se rinde fácilmente, se decepciona de todo hasta que encuentra su ideal, es de confianza y de carácter práctico.

EL ROBLE (la Valentía). Es una persona robusta de naturaleza, valiente, fuerte, implacable, independiente, sensible, no le gustan los cambios, mantiene sus pies bien puestos sobre la tierra, y gusta de la acción.

EL SAUCE LLORÓN (la Melancolía). Una persona bella pero melancólica, atractiva, muy empática, ama las cosas bellas y de buen gusto, ama viajar, soñadora sin descanso, caprichosa, honesta, puede ser influenciada pero es difícil para convivir, exigente, con buena intuición, sufre en el amor pero a veces encuentra sustento en su pareja. Algunas veces le gusta mentir. Es bastante amigable.

LA HIGUERA (la Sensibilidad). Muy fuerte, es una persona poco voluntariosa, independiente, no permite las contradicciones o discusiones, ama la vida, su familia, los niños y los animales, un poco volátil socialmente, buen sentido del humor. Tímida pero extrovertida. Gusta de la ociosidad y la pereza, de un talento práctico e inteligencia. Persona muy sensual y atractiva al sexo opuesto. Goza de gran elegancia y porte.

 

Fuente: flashnoticias.com

Dreamwalking: Entrando en el sueño de otra persona

El sueño es la pequeña puerta escondida en el más profundo y más íntimo santuario del alma – Carl Gustav Jung –

https://i.ytimg.com/vi/zekuhSntj_o/maxresdefault.jpg

¿Alguna vez has tenido un sueño donde no reconocías absolutamente nada? ¿No eras capaz de reconocer rostros, personas, paisajes, o situaciones? ¿Era casi como si estuviera viendo un mundo a través de los ojos de otra persona? Si es así, entonces es posible que hayas estado dentro del sueño de otra persona. Estamos hablando de “dreamwalking”, un término utilizado para definir una forma de sueño lúcido, pero con la diferencia de que se accede involuntariamente o voluntariamente al sueño de otra persona para manipularlo. También existe la posibilidad de que alguien haya entrado en el sueño de otros sin ni siquiera estar dormido, mediante un estado de meditación profunda.

¿Qué son los sueños?

Pero antes de entrar en el increíble mundo de los dreamwalking, hablaremos del universo onírico. Para los antiguos aborígenes australianos el mundo de los sueños era tan real como el mundo físico. Los sueños han fascinado a la humanidad desde que tenemos memoria. Se cree que los sueños son como una ventana a nuestros verdaderos pensamientos e intenciones. A veces los sueños pueden predecir eventos futuros y advertirnos de peligros. En otras ocasiones, nos ofrecen la respuesta a nuestros problemas diarios.

Los nativos americanos creían en el poder del “Atrapasueños”. Originarios de la Nación Ojibwe de América del Norte, los Atrapasueños estaban destinados a proteger a la persona de los sueños negativos mientras dormía, dejando así los sueños positivos. Ilustres personajes de nuestra historia como Sigmund Freud y Carl Jung creían que los sueños revelaban información de nosotros mismos oculta en la mente inconsciente. Sin embargo, en la actualidad se sabe bien poco acerca de la naturaleza de los sueños, pero lo que si sabemos con certeza es que juegan un papel crucial en nuestra existencia.

Accediendo a los sueños ajenos

Volviendo a los dreamwalking, una persona en su estado de sueño puede ser fácilmente influenciado por otra persona o soñador mediante una especie de señal (o emoción). A veces, esta señal es recibida por una persona receptiva al azar, sin embargo, en ocasiones puede tratarse de una recepción deliberadamente preparada. En ciertos momentos de angustia, la señal se envía involuntariamente para que cualquiera persona pueda recogerla. Sin embargo, hay otras veces que alguien necesita llegar a un individuo específico, por lo que el “receptor” al despertar se siente la repentina necesidad de ponerse en contacto con la persona que estaba soñando con él.

Lamentablemente, no se ha escrito mucho sobre este tema y prácticamente no existe absolutamente nada con respecto a las técnicas. Para muchos de nosotros el nivel de receptividad es bloqueada por nuestros propios egos. Durante nuestro estado de sueño tenemos nuestra mente más abierta, y también a nivel espiritual. Durante el sueño, nuestro cerebro funciona en modo automático y comienza a procesar todo tipo circunstancias que tuvieron lugar durante el día. Debido a que nuestro cerebro durante el sueño procesa de modo automático nos permite ser más pasivos y, por lo tanto, podemos adentrarnos en los mensajes sugerentes o incluso simbólicos del inconsciente.

Dependiendo del nivel de ser capaz de controlar los sueños, se puede omitir el proceso de la meditación e ir directamente al sueño. El mejor momento para practicar esta técnica es cuando alguien necesita ayuda. A veces una persona está estresada, deprimida, enferma, o simplemente necesita ayuda, por lo que esta técnica ayuda a ofrecer nuevos caminos en la vida o transmitir mensajes inconscientemente. 

Antes de continuar, asegúrate de elegir alguien que conoces muy bien. Por lo general, la elección de un participante involuntario no funcionará. El libre albedrío de un individuo no puede permitir ciertas interacciones, incluso mientras duermen. Si hay una buena conexión durante el estado de despierto, entonces no debe de haber problemas en interactuar durante el estado pasivo, cuando somos más vulnerables. Por lo tanto, con el fin de experimentar con esta técnica, asegúrate de que la persona que está dispuesta a interactuar.

Pasos a seguir:

1. Asegúrate de que la persona está dormida antes de continuar con el proceso. Calcula el tiempo que necesita para entrar en el sueño profundo. Unos 90 minutos después de que se duerma es cuando llegan a la fase REM del sueño, donde se obtiene los mejores resultados.

2. Comienza con un profundo estado de meditación; relaja cada parte de tu cuerpo desde la cabeza hasta los dedos de los pies. Una vez que pierdas completamente el contacto con el mundo físico y sientas como si estuvieras flotando en el vacío del espacio, entonces continúa con el siguiente paso.

3. Mientras flotas en el vacío del espacio, poco a poco comienza a visualizar a las personas que quieres permitir viajar al interior de tu mundo imaginario a través de las nubes de tu subconsciente. Siente las emociones y sentimientos de estar en presencia de esa persona no como si se tratara de una falsa realidad, sino más bien, dentro de un estado de despertar de la conciencia.

4. A medida que flotan en tu mundo de sueños puede que comiences a ser testigo de imágenes y extrañas escenas, no te preocupes, recuerda que eres un mero observador. Mira alrededor de este mundo imaginario hasta que te encuentres con la persona con la que compartes el sueño. Lo más probable es que estén dentro de un papel pasivo dentro del sueño. En este punto, puedes proceder a llamar a su atención o tomando el control de la situación. Esto puede ser simplemente cogiendo su mano y haciendo que te siguan en tu mundo imaginario.

5. Crea mentalmente una realidad que consiste en lo que quieras que sea. Se creativo. Es importante evitar mostrar consecuencias negativas, solo centrarte en circunstancias positivas. Si dominas tu capacidad de sueños lúcidos puedes intentar esta técnica simplemente haciendo un esfuerzo consciente para entrar en el sueño de la otra persona. Existen métodos y formulas sin límites para obtener el mismo resultado. Aunque en un principio no se debería hacer, puedes intentar estas técnicas con una persona sin su consentimiento, siempre y cuando sepas o sientas que realmente necesita tu ayuda y que por cualquier motivo no te la pueda pedir en el mundo real.

Reglas a tener en cuenta:

1. No se puede influir negativamente en otra persona durante el sueño. Su propio subconsciente sabe lo que se está haciendo para bien o para mal, y cualquier negatividad es rápidamente eliminada del sueño.

2. Si deseas transmitir mensajes hazlo a través de símbolos o visualmente. El control de las escenas durante el sueño está totalmente en tus manos, así que crea algo lo suficientemente llamativo para transmitir un mensaje positivo. Si la persona está estresada o deprimida, crea un paisaje mágico que le quite la angustia. Muestrales que estás ahí para ayudarles.

3. Siempre mantén un sentido de empatía. Se empático con tus pensamientos y sentimientos. Si una persona está pasando por un momento difícil en su vida entonces se consciente de ello, y transmítele un mensaje positivo.

Como podemos comprobar, los sueños es un mundo desconocido que bien utilizado sirve para ayudar a las personas. Sin embargo, también puede ser utilizado para un propósito siniestro. Es por este motivo que debemos conocer perfectamente nuestro universo onírico, ya que es mucho más de lo que parece, es una ventana al interior de nuestro ser. Protégela.

Fuente: mundoesotericoparanormal.com

Algunas formas de conectarte con la energía de los Ángeles

https://i1.wp.com/glofire.org/wp-content/uploads/2016/07/upako.jpg

Los ángeles son los mensajeros de Dios, enviados por Él para proteger nuestros caminos y guiarnos en esta dimensión, siempre me preguntan cómo hacer para conectar con su energía y solicitarles asistencias. Hay muchas formas, pero afirmar y llamarlos con la convicción de que vendrán y que ya están con nosotros es la más sencilla y llena mucho el corazón cuando aprendes a sentir esa energía cálida y sutil que te rodea en un inmenso amor incondicional, inténtalo! Solange

ÁNGELES DE LA CURACIÓN. La verdadera fuente de la curación, es el sol interior que se irradia a través de nuestro cuerpo con sus cualidades de amor y síntesis elevando nuestras vibraciones y las de todo el ambiente que nos circunda. La Verdadera curación es saber que somos uno con Dios.

“Soy un Canal para la energía de curación del Universo. Yo permito que la energía de curación de mi alma fluya a través de mi, alrededor y a través de mi aquí y ahora” .

ÁNGELES DE LA ALEGRÍA. Esta es una virtud que nos debemos colgar todos los días, ser alegres, mirar la vida con amor ya que la alegría es luminosa y nos ayuda a tener equilibrio en nuestras vidas.

Afirma: “Siento el resplandor de la alegría que penetra en todo mi ser. Siento la alegría de ser quien soy, aquí y ahora”.

ÁNGELES DEL AMOR. “Ama a tu prójimo como a ti mismo”. Cuando el poder de curación del amor fluye en nuestra vida trasforma viejos hábitos y creencias, al mismo tiempo que nos protege y vitaliza a todos los que nos rodean, todo es por causa del Amor.

Afirma: “Cuanto más aprendo a amarme, más puedo amar a los otros. El amor es mi razón de ser”.

ÁNGELES DEL PERDÓN. Una fuerte sensación de libertad surge cuando abrimos nuestro corazón al perdón. El primer perdón es hacia sí mismo, pues solamente cuando sabemos perdonarnos es que aprendemos a aceptar a cada persona como es. El mayor poder de curación está en el perdón, que con ayuda del alma, dirigimos hacia las personas que nos hayan ofendido, el perdón lleva a reconocer la gran ley de causa y efecto en el universo y abre nuestra mente a la misericordia divina.

Afirma: “Perdono a todos, me perdono a mí mismo y perdono el pasado. Soy libre”

ÁNGELES DE LA COMUNICACIÓN. Cuando encontramos a alguien y nos conectamos con su luz interior, permitimos que fluya la comunicación, sea con palabras, con gestos, con una sonrisa o a través del silencio, la comunicación que surge del alma irradia interacción y sin cronicidad en nuestras vidas.

Afirma: “Expreso Claramente en el mundo la voz de la sabiduría de mi corazón”

ÁNGELES DE LA BENDICIÓN. La bendición de ser consciente, de estar abierto, es nuestra mayor dádiva, es algo que jamás se restringe a una sola persona. Cuando somos bendecidos, todo en nuestro alrededor participa con nosotros de ese momento. Bendice y torna sagrado todo lo que tu eres en ese instante.

Afirma: “Soy un ser bendecido de muchas maneras, agradezco y bendigo todo lo que tengo, lo que Soy y a mis hermanos”.

Fuente: compartiendoluzconsol.wordpress.com

Cuál es tu Misión en la vida según la Numerología

La numerología es importante, no sólo para saber la personalidad de cada uno según el número de nacimiento, sino que también nos da las claves para saber cuál es nuestra misión en la vida.

La misión refleja hacia dónde vamos y qué es lo que venimos a cumplir. ¿Por qué vinimos a esta vida? ¿Qué vinimos a aprender? Es un mapa para poder concretar tanto los aspectos espirituales como materiales.

https://i1.wp.com/vidayfelicidad.com/wp-content/uploads/2014/01/mision-de-vida.png

¿Cómo saber nuestro número de nacimiento?

Para conocer nuestro número de nacimiento se debe sumar la fecha de nacimiento y reducir el resultado a un dígito. Este número se calcula sumando cada uno de los valores absolutos de la fecha completa de nacimiento: día, mes y año. Por ejemplo, si alguien nació el 19 de febrero de 1977, sumará:1+9+2+1+9+7+7=36 se continúa reduciendo 3+6=9, la misión para ésta persona es realizar el número 9 en su aspecto positivo.

Cuál es la misión de cada número:

El número 1

A nivel espiritual, le corresponde aprender a tomar iniciativas, a ser “humilde y manso de corazón”; debe mejorar su creatividad, creer en sus proyectos y expresar cosas nuevas. Tiene que dejar de conformase con las cosas que ya están hechas, debe aprender a prescindir del facilismo para comenzar a crear y desarrollar la originalidad. También, debe animarse a pasar de la inactividad a la acción constructiva, a crear nuevos puntos de partida y aprender a ser honrado.

En el plano profesional, se sugieren las carreras de dibujante, arquitecto, diseñador, editor, publicista, inventor, productor de cine o televisión, toda clase de actividades relacionadas con el mundo teatral, bailarín y cualquier trabajo creativo.

El número 2

Viene a reconocer que debe pensar en los demás ya que no sólo sus intereses mueven el mundo. Tiene que aprender a respetar las ideas de los demás y convivir en un ambiente sereno intentando limar asperezas y colaborar con los demás; a desarrollar la solidaridad; a expresar emociones, a compartir sentimientos, a abrirse al mundo de los otros e intentar incluirse. Su misión es aprender a asociarse sin depender de alguien, a ser consecuente en lo que emprende dejándose guiar por su Maestro Interior, a distinguir lo mejor y las cosas buenas para sí mismo y para su vida, lo positivo e importante de cada persona, de cada situación o relación para poder, así, alcanzar su Bien Superior.

A nivel profesional, lo que se ajusta a ellos es todo lo que implique negociaciones, trabajo en equipo, que requiera cooperación y que sea guiado por un líder positivo, tanto en el área del comercio y la industria como en la psicología, la psiquiatría, la abogacía, la filosofía, las letras, el periodismo, todo lo que tenga que ver con la comunicación, la fotografía y todo lo relacionado con la carrera diplomática.

El número 3

Tiene como misión aprender a ver las cosas más positivamente, a darle un valor añadido a todo. Vienen a desarrollar la confianza en sí mismos, la creatividad, la capacidad artística, a ser optimistas, felices, a expresar la alegría, a tomar la vida como un juego, con entusiasmo, pasión, júbilo, a relajarse, a dejar la rigidez a un lado y a ser flexibles. Su aprendizaje primordial es a ser positivo, a tener el estado mental despejado, a ser abierto y receptivo a las cosas nuevas y maravillosas que la vida ofrece a cada ser. Debe aprender a relacionarse con personas diferentes a las del entorno inmediato ampliando el círculo social, a encontrar el placer de las pequeñas cosas, a disfrutar la naturaleza, a aprender a ser hedonistas.

A nivel de profesión, les conviene todo aquello que tenga relación con la expresión artística: actuación, canto, composición, animación, mímica, medios de comunicación en general, prensa, cine, radio, televisión, humorismo, y todo lo que conlleve información y relación con masas de personas, relaciones públicas, gastronomía, alta cocina, hotelería, organización de eventos sociales y ecología.

El número 4

El lema del número cuatro como aprendizaje es “El que vive para servir, sirve para vivir”. Este número viene a desarrollar la inteligencia, a encontrar la sabiduría, el sentido de la responsabilidad, a prestar servicio desinteresado a la humanidad, a realizar un trabajo constructivo, con los pies bien afirmados en la tierra que manifieste excelencia y honestidad.

Por la capacidad organizativa y la disciplina que vienen a integrar, se adecuan a la carrera militar. Por su capacidad lógica, se realizan a través de todas las profesiones que manejen números y dinero, por ejemplo, contaduría, economía, administración de empresas, agentes de la Bolsa de Valores; agente de seguros; matemáticas, física, química, farmacia, arquitectura, ingeniería, toda la rama de la construcción, la minería, la carrera bancaria, bienes raíces. Por su minuciosidad y paciencia, se adecuan a la práctica de la relojería, la joyería, la mecánica, la electricidad, la informática, el derecho laboral y la filantropía.

El número 5

Viene a aprender a tener disciplina. La organización es primordial para poder llevar bien este aprendizaje: deben ser constantes en todos los aspectos de su vida, aprender a desarrollar la flexibilidad, la movilidad interna, la versatilidad, a superar los miedos a los cambios, a aprender a utilizar con sabiduría su libertad.

Profesionalmente, les corresponde ejercer todo lo relacionado con el mundo de la pedagogía la cual los realiza ya que alcanzan su misión a través del ejercicio de la enseñanza en el área que decidan. También son buenos decoradores, diseñadores, instructores de aerobics o de la especialidad deportiva que deseen, todo lo que se refiera a la esfera artística (pintura, escultura, música, danza, canto, expresión corporal, críticos de arte o modelaje), diseño industrial, agentes de viajes, azafatas, periodistas y toda carrera que implique cambios de escenarios, estructura e ideas.

El número 6

Su misión radica en encontrar a Dios dentro de sí mismos, en cada persona y en cada situación. Este número debe crecer interior y espiritualmente: vienen a desarrollar la fe, a realizar un sendero espiritual y a compartirlo, a seguir su intuición, su sexto sentido que suele ser muy agudo, a dejarse fluir con el ritmo natural de la vida y los acontecimientos sacando un hermoso aprendizaje de cada situación vivida sin prisas. Están en este mundo para ser conscientes de la realidad sutil de los pequeños y dulces detalles, vienen a integrar lo humano con lo divino, a “tener los pies en el suelo y los ojos en el cielo”, a lograr la unidad interna superando la falsa sensación de separación con el Creador, a aprender a estar satisfechos con lo que son y con lo que han hecho. Les corresponde aprender a ser responsables, hogareños, amorosos, a nutrirse interiormente, a ayudar a los demás sin esperar una retribución por hacerlo, a decir y a defender la verdad sin temor a las consecuencias.

A nivel profesional: asistentes sociales, todos aquellos cargos gerenciales que impliquen altas responsabilidades y toma de decisiones; recursos humanos, docencia, consejeros, arbitrajes, consultores, y todo lo relacionado con psiquiatría, psicología y psicopedagogía.

El número 7

Vienen a este mundo ser escuchados, a convertirse en líderes, en oradores, en dirigentes de la actividad profesional que decidan realizar, a dirigir grupos, a exponer ideas. También a desarrollar la compasión y la misericordia, a ser independientes y creer en sí mismos, a disfrutar y aprender de la soledad, a reconocer constantemente cuales son las prioridades en la vida, y saber qué camino tomar, a profundizar en conocimientos espirituales a través de estudios esotéricos como el tarot y de diferentes tipos de meditación que los conecten con su poder interior, a desarrollar toda actividad que lleve paz.

A nivel profesional, se adecuan a todo cargo que aplique liderazgo empresarial, político, social, económico o espiritual. A todo aquello que -de alguna forma- vaya dirigido a las masas: vendedores, promotores, dirigentes políticos, dirección de sindicatos, comunicadores sociales, jueces, reformadores públicos y cargos políticos que impliquen dirigencia.

El número 8

Vienen a desarrollar el orden y la constancia, a aprender a creer en sí mismos y en el manejo de su energía, a superar los miedos, a ser tolerantes, at ener flexibilidad en los criterios y creencias, a desarrollar la confianza y la inocencia curando viejas heridas, a encontrar dentro en sí la pureza, aprender a ser como niños “mansos y puros de corazón”. Son sanadores en la propia vida y luego, lo hacen extensivo a los demás. Son excelentes para planificar, concretar y realizar el éxito financiero equilibrando lo material con lo espiritual, encontrando a Dios en la energía del dinero sin convertir el dinero en un falso ídolo.

Se realizan profesionalmente a través de toda empresa económica grande, como banqueros, abogados corporativos, asesores de empresas y todo lo relacionado con el área de la salud: médicos, enfermeros, dietistas, psicopedagogos, odontólogos, investigadores y todo lo relacionado con la medicina alternativa de la nueva era.

El número 9

Viene a realizarse en todas las áreas de la vida, con un crecimiento general. Están aquí para concretar cosas, aprender a terminar todo aquello que comiencen o han comenzado en otras etapas, a lograr el éxito en todo lo que emprendan, a hacer las cosas bien hechas, a ser profundos, consistentes, coherentes y, sobre todo muy constantes. También están aquí para desarrollar amor y tolerancia hacia el prójimo, ser compasivos y situarse en el lugar del otro; vienen a desarrollar el altruismo, a soltar el juicio sobre personas, a dejar correr las cosas que no son importantes, a ver los aspectos más sutiles, más profundos, asumiendo su propio aprendizaje, a tener agilidad en los procesos de aprendizaje, a no demorarse tanto en analizar e integrar a su vida los nuevos conceptos, a realizar ideales nobles.

A nivel profesional, cumple su misión cuando alcanza la realización en el área económica que elija desempeñarse, especialmente, cuando ésta tenga relación con crear beneficios para grandes cantidades de personas, todo lo referente a la asistencia social, organizaciones que incluyan planes filantrópicos o educativos, el área de la educación y la pedagogía en general, escritor, abogado laboral en sindicatos de trabajadores, comunicadores sociales y en fin todo aquello en que se obtenga realización, proyección y beneficio de la humanidad.

 

Fuente: leyatraccionpositiva.com

¿Cómo detectar energías negativas? ¡Sólo necesitas un vaso con agua!

https://i0.wp.com/www.misteriomundial.com/wp-content/uploads/2017/05/VASO..png

La energía negativa es la energía que se recoge alrededor de la casa de un individuo en la que puede afectar sus estados de ánimo y pensamientos de una manera negativa, como poner énfasis en su bienestar, darles emociones negativas y deteriorar lentamente las relaciones del anfitrión con amigos o familiares.

Este artículo es un método sobre cómo usar un vaso de agua para ver si hay energía negativa en un hogar, con la esperanza de que haga que la persona sea más consciente de los diferentes aspectos que pueden estar afectándolos más allá de los atributos físicos.

¿PUEDE DETECTAR LA ENERGÍA NEGATIVA EN SU CASA CON SÓLO UN VASO DE AGUA?

Lo primero que hay que hacer es reflexionar sobre las ocurrencias recientes que pueden conducir a la razón por la que las energías negativas comenzaron en el primer lugar.

Puede ser difícil describir si hay estas energías con seguridad debido a muy pocos síntomas evidentes. Si el individuo no siente que hay algo mal, usar este método es una buena manera de detectar problemas subyacentes.

Obtenga una copa de vidrio transparente y llénela con un tercio de sal marina, un tercio de agua y un tercio de vinagre, y luego colóquelo en una habitación donde pueda localizarse la energía negativa.

El individuo entonces oculta la taza y la deja allí por 24 horas completas – la taza no se debe mover dondequiera.

Si el vaso tiene manchas o muchas burbujas y parece haber sido manipulado antes de ser colocado, eso representa que hay una presencia negativa. Repita los pasos de sustituir el vidrio con los mismos ingredientes durante tantos días hasta que el vidrio permanece intacto.

Una advertencia es para lavar los ingredientes del vidrio en el inodoro con el fin de eliminar toda la energía negativa de la casa. Si el individuo todavía se siente incómodo acerca de su entorno espiritualmente, entonces deben repetir hasta que se sientan a gusto nuevamente.

No muchas personas piensan en los atributos espirituales que pueden estar presentes en su hogar, a veces no es necesario si la persona tiene una vida estable.

Fuente: mystificum.org

Hemos negado nuestra intuición cuando era el sentido predominante del hombre

Brian Weiss uno de los  médico psiquiatra estadounidense más famoso por sus controvertidos estudios y  creencias en la reencarnación, regresión de vidas pasadas y estudioso de la supervivencia del alma humana después de la muerte; concedió una entrevista muy interesante, la cual transcribimos a continuación;  en la que conjuga abiertamente lo espiritual, lo misterioso y lo intuitivo. Realmente interesante.

“Todo está conectado. Las almas no tienen raza, religión, sexo o nacionalidad; son almas, una forma pura de energía amorosa”

Doctor, en sus libros, usted también suele hablar de la intuición, algo que parece que casi hemos olvidado utilizar en nuestra vida diaria. 

La arremetida contra la mente comienza desde que somos muy pequeños. Se nos educa con valores familiares, sociales, culturales y religiosos que reprimen nuestros conocimientos innatos.
Y si nos resistimos a esa acometida, se nos amenaza con el miedo, la culpa, el ridículo, la crítica y la humillación. O, también, pueden acecharnos el ostracismo, la retirada del amor o los abusos físicos y emocionales. Nuestros padres y profesores, nuestra sociedad y cultura pueden enseñarnos falsedades peligrosas. Y a menudo lo hacen. El mundo actual es una clara prueba de ello, pues se encamina a tropiezos y golpes, imprudentemente, hacia una destrucción irreversible. Pero si se lo permitimos, los chicos pueden enseñarnos la salida.

¿Es cierto que las mujeres son más intuitivas que los hombres?

 Es así, están más abiertas a todos estos conceptos: espiritualidad, inspiración… Las madres siempre se han basado en su intuición. Por eso, creo que los científicos de hoy están equivocados. Si la ciencia y la tecnología, que se nos están escapando de las manos, no comienzan a desarrollarse en el contexto de nuestra sabiduría intuitiva, entonces estamos frente a un peligro. Porque, mal empleados, pueden destruir el mundo.
¿Y por qué cree que a la comunidad científica le cueste tanto aceptar esas facultades que todos llevamos dentro?
Porque existe un descreimiento generalizado sobre todo aquello que no puede verse o demostrarse por métodos científicos convencionales. Y eso está mal, es erróneo. Nos enseñaron que todo eso es supersticioso, o no científico, o inferior. Y no es así. Tenemos sentidos más allá de los cinco sentidos. Y uno de ellos es la intuición. No sólo en el arte, los grandes descubrimientos científicos también surgen intuitivamente, y no necesariamente desde de la lógica pura. El mismo Einstein lo decía. Tiene que haber un balance entre lo racional y lo intuitivo. Algo que, en mi caso, tardó años en llegar. Hasta que conocí a Catherine. Además, para recuperar ese equilibrio, no podemos olvidar que el amor es el componente fundamental de la naturaleza, que conecta y une a todas las cosas y las personas. Y la energía del amor es, en potencia, más fuerte que cualquier bomba
y más sutil que cualquier hierba. Lo que sucede es que aún no hemos aprendido a aprovechar esa energía tan básica y tan pura.
Brian Weiss
¿Podríamos decir, entonces, que intuición y poesía son casi sinónimos?
Sin duda están emparentados. Los griegos hablaban de las musas. Los poetas, los músicos y los artistas en general trabajan mejor cuando se dejan llevar por el cerebro derecho, es decir, por la intuición, lo espiritual, lo no lineal; y no siempre ocurre lo mismo cuando se guían por el cerebro izquierdo, el lógico, el racional. Le hemos dado una excesiva importancia a la razón, a un punto tal que casi hemos negado nuestra intuición, que era, precisamente, el sentido predominante del hombre.
¿Cómo definiría a la reencarnación?
Es el concepto de que poseemos un alma inmortal, que puede llamársele también conciencia o espíritu, que abandona nuestro cuerpo en el momento de la muerte física para luego renacer en una nueva criatura para continuar en esa nueva vida con las lecciones que
eventualmente la lleven a una realización espiritual plena.
¿Y realmente cree que la realización espiritual plena sea posible?
Sí. Lo que ocurre es que nuestros valores están todos revueltos, desordenados. Nos preocupamos demasiado por la impresión que le causamos a los demás o sobre cuánto dinero tenemos. Y todo eso es un tremendo error. Porque la felicidad viene desde adentro de uno. De saber disfrutar el momento presente. Sabemos que el amor puede curar, y que el estrés puede matar. Pero poco hacemos para aliviar nuestra mente. No es necesario ser rico para ser feliz. En mi consultorio he atendido infinidad de gente increíblemente rica, pero infelices. Y su tristeza se disipaba cuando comenzaban a cultivar sus valores humanos, a preocuparse por los demás.
Estamos atrapados en las preocupaciones de nuestra mente sobre el futuro, o lamentando el pasado. Aunque somos conscientes de que ni los lamentos ni las preocupaciones pueden modificar ni el pasado ni mejorar el futuro. Una cosa es planear, organizarse, eso está bien.
Pero no preocuparse. Ese sentimiento se ha vuelto un hábito de lo más negativo.
Lo mismo que con el pasado. Hay personas que se la pasan rumiando sobre sus errores, preguntándose una y otra vez por qué no hice esto o aquello.
¿No cree que las psicoterapias pueden caer en ese rumiar constante, que termina volviéndose negativo?
Entiendo que este no es puntualmente un tema sencillo. Es bueno ver el pasado y reconocerlo. Pero es cierto también que ese proceso, que puede ser muy doloroso, tiene un límite. Lo que yo le digo a mis pacientes es que aprendan de su pasado y que luego lo déjen ir. Ahora esté aquí, en el momento presente, que es el único lugar en el que va a encontrar la felicidad. Si seguimos varados en el pasado jamás seremos felices.
Eso les digo.
Entre tanto dolor y sensación de soledad, los psicofármacos son presentados como la solución a los problemas existenciales del hombre moderno.
Existen muchas razones que explican ese fenómeno. La propaganda y la presión de la industria farmacéutica es enorme. Y, además, persuaden a los médicos para que receten sus productos de maneras subrepticias y a veces no tan solapadamente. Por otra parte, la tendencia de las universidades es a enseñar cada vez más a que el tratamiento pasa por la medicación. Pero sabemos que con las pastillas no alcanza. Porque cada depresión, ansiedad o cualquier síntoma, forma parte de un cuadro holístico, donde intervienen la mente, el cuerpo y el espíritu.
Las pastillas son una opción que no tienen por qué contraponerse con otras formas curativas. Pero de nada sirven sin la compasión y el entendimiento de que esa persona que está sufriendo es un ser humano y no un sistema bioquímico con bajos niveles de cierta sustancia. Y en algunos casos, aún siendo compasivo y con un buen tratamiento ni siquiera es necesario recurrir a la medicación. O, si se receta, se hace por menos tiempo y con dosis más bajas.
¿Cuál es la crítica más dura que tiene para hacerle a los médicos que ejercen la medicina “tradicional”?
Bueno, generalmente son ellos los que me critican a mí… Mi principal crítica es que los médicos necesitan abrir más su corazón y darse cuenta de que son sanadores. Y para eso, es preciso estar conectado intuitivamente con cada paciente, tener compasión y preocuparse sinceramente por esa otra persona. Y esto es bueno no sólo para el paciente, los médicos se sentirán mucho más satisfechos también. El paciente no es un hígado, un corazón o una vesícula. Les recordaría a los médicos que cada paciente es un ser humano, un alma al que deben acercarse con compasión y con el corazón abierto.

¿Cómo definiría las almas gemelas?

Por empezar, tenemos más de una. Y por eso almas gemelas no es imperiosamente un término romántico. Es gente con la que hemos vivido en otras vidas, y existe una forma de reconocimiento de sus almas que nos parecen familiares. O en la mirada, o al tocar las manos, ciertas cosas que nos hacen acordar. Un alma gemela no significa alguien con quien vamos a compartir el resto de nuestra vida. A veces, se trata de una persona que se cruza en camino tal vez por uno o dos meses solamente, pero su sola presencia nos ayuda a cambiar nuestras vidas y a evolucionar. Creo que en una dimensión mayor estamos conectados a cada una de las almas del planeta, e incluso de más allá. Todos estamos interconectados. Pero a la vez existen pequeños grupos de familias de almas, gente que ha vivido junta en varias ocasiones. Y a eso llamo almas gemelas. Este no es el único lugar o planeta donde existen almas. Existen también otras dimensiones donde también viven almas; los físicos están escribiendo sobre este tema.
¿A su esposa  ya la conocía de otras vidas?

Sí. A pesar de que nunca me encontré con ella en las regresiones. Sí, en cambio, encontré a mi hijo en una de mis propias regresiones. Pero sé, y ella también, que ya habíamos estado juntos antes. Nos conocimos de muy jóvenes; yo tenía 18 años y ella 17. Fue instantáneo. Ninguno de los dos estaba buscando una relación seria, éramos los dos todavía muy jóvenes. Si mi hija, que ahora tiene 22 años, hubiera tenido una relación tan seria como la mía cuando yo tenía 17 años, le hubiera dicho todavía eres una niña. En mi caso, y en el de mi mujer, fue algo muy especial, de reconocimiento, el sentido de familiaridad, de conexión, podíamos terminar las oraciones que el otro estaba diciendo, compartíamos los pensamientos… Yo no tenía ni idea de qué se trataba todo eso en aquel entonces, sólo sabía que era muy fuerte. Hasta que años más tarde, comprendí. Ahora sé de qué se trataba, y se trata, todo eso. Así que no tengo que hallarla en mis regresiones. Sé que somos el uno para el otro.

Fuente: luzplena.com